Cuando pintar una piscina

El verano está a la vuelta de la esquina, y qué mejor manera de pasarlo en grande en la temporada de calor que lanzarse a una piscina, pero para eso es necesario contar con que esté en excelentes condiciones para darle el mejor uso posible. ¿Cuál es el momento ideal para pintar la piscina? ¿El verano? ¿El invierno cuando nadie la usará?

Para despejar esta duda es necesario decir que dadas las condiciones meteorológicas cambiantes hacerlo en verano puede que haga más mal que bien a la larga. Y si esto nos parece raro, entonces en necesario deciros  que con el calor no es recomendable que hagamos este tipo de trabajos, especialmente porque se puede echar a perder todo el esfuerzo empleado haciendo que la pintura se desprenda o se termine con burbujas de aire.

Esto pasa porque la superficie de la piscina contará con una temperatura muy alta que dificultará que la pintura se adhiera de forma correcta a dicha superficie o cree un sinfín de desperfectos resultantes de un secado demasiado rápido.

Otro factor característico del clima veraniego es la humedad, ya que cuando se va a pintar una piscina, aunque parezca contradictorio la superficie debe estar completamente seca ya que de lo contrario podrían ocurrir el efecto ampolla.

Para corroborar que esto no suceda es necesario hacer la prueba del cristal, así se estará cien por cien seguro de que la superficie está apta o no.

Como siempre hay un tercer factor quizás el que más afecta al momento de pintar la piscina es sin duda, la lluvia, un factor que unifica los dos anteriormente mencionados, la lluvia es el peor enemigo de la pintura de la piscina sobre todo si está aún húmeda puede dañarse ya que los materiales para este tipo de trabajos están diseñados para un secado perfecto en siete días.

Lo ideal siempre es pintar la piscina antes de que le haya dado el sol de la mañana. Sobre las 6 de la mañana que el soporte no tenga demasiado calor.

El mejor momento para pintar una piscina previendo la actuación del clima antes y después de pensar en realizar este tipo de trabajos es antes del amanecer cuando el clima no está tan caliente y la pintura puede temperarse correctamente.

pintando la piscina

Cuando se debe pintar la piscina: Paso a paso

En primer lugar, se debe averiguar qué tipo de pintura para piscinas se ha utilizado anteriormente en la piscina (si corresponde). No se puede pintar una piscina que haya sido previamente pintada con pintura de piscina epoxi con pintura de piscina de caucho clorado (y viceversa).

Para saber con qué tipo de revestimiento se ha pintado la piscina:

  • Se debe limpiar un parche seco en la superficie de tu piscina
  • Colocar acetona en un trapo
  • Frotar sobre la superficie pintada durante 30 segundos.
  • Una vez que se quita el trapo, toque la superficie para ver si está pegajosa al tacto. Si es así, es un revestimiento de caucho clorado.
  • Si la superficie no se ve afectada, es un recubrimiento epoxi.
  • Una vez avistados los requerimientos necesarios es hora de poner manos a la obra y comenzar el paso a paso:

1. Preparar la superficie

La parte más importante al pintar una piscina es la preparación de la superficie de la piscina antes de pintar. Una superficie debidamente preparada dará como resultado un mejor acabado y por supuesto será mucho más duradera.

2. Drenar y limpiar la piscina

Drenar el agua de la piscina, y eliminar los escombros y los tapones hidrostáticos.

3. Repara las grietas

Las grietas deben rectificarse con una amoladora y rellenarse con cemento hidráulico. Los defectos superficiales (menos de 10 mm) se pueden rellenar con una masilla epoxi. Si el agujero es más profundo de 10 mm, se debe llenar con una mezcla de arena / cemento y dejar curar durante 10 días. Lije la superficie con una lijadora de banda o una amoladora angular, utilizando papel abrasivo o discos abrasivos.

4. Limpiar con una solución jabonosa.

Una vez reparadas las grietas, será necesario limpiar la piscina con una solución jabonosa para eliminar todos los aceites y grasas corporales de las cremas bronceadoras, etc. Una vez que se haya lavado con esta solución jabonosa, enjuagar nuevamente por completo con agua dulce para eliminar cualquier residuo.

5. acidifique la piscina

Una vez que se ha lavado la superficie, es necesario acidificar la piscina con una solución de 50% de agua y 50% de ácido muriático. Fregando las paredes y los pisos con el equipo y los procedimientos de seguridad adecuados (el ACIDO se puede comprar en una tienda de piscinas, una tienda de pintura o una ferretería). Se debe seguir a cabalidad la acidificación con un lavado neutralizante de solución de bicarbonato de sodio, luego enjuagar con agua dulce.

6. Lijar la superficie

Después de la acidificación, lijar la superficie completamente con un disco de grano 40.

7. Bombear el agua

Bombear toda el agua y los escombros, retirar el agua de la canasta del drenaje y eliminar con una esponja los charcos que hayan quedado en la superficie.

8. Aplicar cinta adhesiva

Pegar la banda de baldosas alrededor de la piscina con cinta adhesiva para evitar que se manche pintura en los peldaños, baldosas o accesorios de la piscina.

9. Asegúrese de que esté completamente seco

La superficie de la piscina debe estar completamente seca antes de pintar con una pintura para piscinas de alta calidad como las pinturas epoxi o de caucho clorado para piscinas. (En los meses de invierno, algunas personas contratan un secador o soplador industrial para secar la superficie).

10. Asegúrese de que no haya escamas de pintura, hojas o suciedad

Asegurarse de que no haya escamas de pintura vieja, hojas o suciedad en la superficie; y que esté completamente limpio. Revisar en el reporte del clima. Si existe la posibilidad de que llueva durante la próxima semana, en caso positivo esperar hasta que haya un pronóstico mejor. Se recomienda al menos 4 días de buen clima para pintar la piscina y otra semana para curar.

11. Aplica tu primera capa

Ahora es el momento de pintar la piscina. Si la pintura es epoxi para piscinas. mezcle bien el endurecedor con la pintura epoxi en la lata más grande, durante 6-10 minutos. Luego aplicar según las instrucciones de la lata. Proporcionando instrucciones de aplicación para los revestimientos de piscina, que son diferentes para cada superficie de piscina. Así que se debe asegurar de seguir las instrucciones al pie de la letra.

12. Dejar secar durante un día.

Dar una mano de la primera capa de pintura para piscinas en un día. Luego, dejar que la capa se seque durante 24 horas.

13. Aplicar una segunda capa

Después de 24 horas, será el momento de dar la segunda capa de pintura para piscinas. De ser imposible hacerlo dentro de este período de tiempo, deberá volver a raspar la superficie de la piscina hasta dejarla sin brillo antes de aplicar la segunda capa.

14. Deje secar el mayor tiempo posible.

Cuanto más tiempo se deje secar una piscina antes de llenarla, mejor será la calidad y la durabilidad del recubrimiento final. Se recomienda que el revestimiento se seque al menos 7 DÍAS EN VERANO y 14 DÍAS EN INVIERNO, antes de volver a llenar la piscina con agua. Si un recubrimiento no ha tenido un tiempo de secado adecuado y se rellena prematuramente, su color puede dañarse.

15. Evite agregar productos químicos

NO agregue productos químicos durante al menos 3-5 días.

Aunque estos consejos parecen un trabajo sumamente arduo y complicado en realidad son pasos sencillos que se pueden hacer durante unos cuantos días seguidos para lograr resultados óptimos como hechos por un profesional.

Deja un comentario







close

​Apúntate ​y Recibe nuestra Guía de Pintado