Falso techo, ¿error o ventaja?

El falso techo o cielorraso, es un sistema estructurado ubicado a cierta distancia del techo real, generalmente se ensambla con paneles o láminas prefabricadas que se amoldan a los requerimientos y gustos del usuario. En este caso, si te gustaría cambiar el interior de la cubierta de un espacio, aquí te indicamos algunos aspectos que deberías considerar.

El falso techo es un elemento de uso frecuente hoy día en las construcciones o rediseños arquitectónicos en viviendas o ambientes de trabajo. Ha ido evolucionando con el paso del tiempo en cuanto a materiales y aspecto estético. En la antigüedad era un componente más ornamental que funcional y práctico.

Actualmente, su implementación es de uso integral, podrías utilizarlo como aislante, acústico, térmico, eléctrico y decorativo. A través de él, podrás incluso optimizar la iluminación interna de algunos de tus espacios. Al momento de colocar un falso techo se te presentan diversas opciones en cuanto a la variedad de materiales y formas.

Tipos de falso techo, diversos materiales

Techos continuos

Los puedes encontrar en dos tipos de materiales: yeso laminado y escayola. Pero, estos serían fijos, después de colocados no es fácil desmontarlos sin estropearlos, lo que dificultaría colocarlos nuevamente, y requieren de un mantenimiento especial.

Techos registrados:

La instalación de esta clase de techos es rápida y sencilla. Vienen en una amplia variedad de materiales. Es desmontable con cierta facilidad, así que si deseas modificar o cambiar algún área no será complicado rehacerla. Lo mejor de todo es su mantenimiento es de bajo costo.

Los materiales

En la actualidad puedes utilizar en un falso techo en tu casa diversos y prácticos materiales. Ahora, solo debes apreciar las características de cada uno para que puedas seleccionar entre el abanico de variedad, cuál es el que se adapta mejor a tus gustos, espacio a remodelar o ambientar y tu presupuesto.

  • Placas de yeso o escayola: este material en la actualidad imita de una manera excelente a las antiguas molduras que se utilizaban para decorar espacios de amplias techumbres en las construcciones. Hoy en día, aunque son recomendadas más en locales comerciales, también se pueden usar en viviendas y oficinas.
  • Placas de cartón yeso (pladur): material pensado específicamente para la instalación de falso techos en una residencia. Podrías utilizarlo adecuadamente como un aislante térmico, a la vez que puedes disfrutar su valor agregado, el que es muy resistente al fuego.
  • Lamas de madera machihembrado: es un material natural. Se trata de listones de madera que han sido diseñados para encajar uno con otro, y se disponen técnicamente sobre una estructura previamente armada en el perímetro a cubrir. Es muy versátil, se aconseja en viviendas y locales de considerable altura. Con él podrás destacar las áreas que desees de tu hogar.
  • Láminas para cielorrasos de PVC: son de alta tecnología, puedes cubrir con ellas cualquier espacio que desees, cumple con todas las funciones de los otros materiales, aislante acústico, térmico y eléctrico. Puede ser resistente al fuego y se encuentran con diversas texturas y colores.
  • Falso techo de fibra de vidrio: es uno de los materiales más novedosos, presentan variedad en las fibras, lo que le otorga características únicas. Algunos de estos tipos de techo tienen la propiedad de acondicionar acústicamente el espacio en donde se las coloca, sin necesidad de instalar otros elementos.

También puedes encontrar otros materiales a tu disposición como lamas de aluminio, de placas de vinilo, de lamas metálicas, troldtekt (aglomerado de madera con cemento).

Tipos de falso techo, diversos materiales

¿Cuándo se recomienda usar un falso techo?

Es una interrogante interesante, depende de las necesidades, no sólo tiene que relacionarse con el gusto del diseñador o dueño de casa, también es de considerar la función que podría cumplir en caso de tener que montarlo. Con un falso techo puede cubrir aspectos estructurales que deberían estar fuera de la vista de un observador, como lo son las tuberías de agua, el cableado eléctrico, los ductos del aire acondicionado, entre otros puntos.

Cuando se recomienda usar un falso techo

A la vez, al colocarlo puedes reducir el campo visual y el espacio físico de un ambiente muy amplio, al cual quisieras disminuir y así, solucionar posibles problemas de calefacción. También, te podría ayudar para obtener espacio de almacenaje extra en alguna estancia de tu hogar, fuera del alcance de la vista de curiosos.

Errores al colocar un falso techo

Uno de los errores más comunes al colocar falsos techos, es cuando no se realiza la estructura adecuada que deberá soportar el peso del mismo, según el material utilizado. Otro aspecto erróneo es economizar en los dispositivos de unión, sujeción y de estabilización de los soportes, utilizando menos cantidad de los tornillos necesarios o grapas fijadoras.

Errores al colocar un falso techo

Debes considerar también que los elementos de ensamblaje como los flejes deben calzar con precisión para no causar desniveles o montajes inesperados. Un error recurrente es no consultar a un especialista y tratar de hacerlo personalmente, bajo el riesgo que puedas tener mal cálculo de los materiales, lo que incidiría en el costo y acabado fina.

Ventajas en de los falsos techos:

Son variadas las ventajas si dispones de falsos techos en un ambiente, además de forma parte de la decoración de la casa, por supuesto. Han estado presentes en las viviendas por mucho tiempo, al principio solo ornamentalmente, pero hoy día te brindan mayores aportes al momento de ambientar espacios interiores:

Ventajas en de los falsos techos

  • Puedes ahorrar energía de calefacción y de aire acondicionado.
  • Aporta distinción a los espacios, permite que cada uno adquiera tu sello personal.
  • Se adapta con facilidad a la climatización del ambiente, en elevadas temperaturas podría proporcionar frescura en la estancia y puede suceder lo contrario con el clima frio ya que ayuda a mantener el calor.
  • Es un recurso perfecto para disimular tuberías e instalaciones eléctricas, ductos de calefactores, chimeneas y otros que no queremos expuestos.
  • Pueden ocultar irregulares antiestéticas en los techos originales producto del paso del tiempo. Es un aceptable aislante térmico y acústico.

Como puedes apreciar son diversas las ventajas que te pueden ayudar a decidirte a instalar un falso techo en tu espacio especial.

 

 

 

 

Deja un comentario







close

​Apúntate ​y Recibe nuestra Guía de Pintado